El Termómetro: exhibición de magia Mikel Merino

Mikel Merino. Mago, ilusionista. La Real Sociedad cuajó un gran partido en Anoeta ante el Real Betis. Los de Alguacil recibían con ciertas dudas a los andaluces tras pinchar en sus dos últimos compromisos ligueros. Sin embargo, la tónica del equipo fue similar a la que se está viendo esta temporada en el cuadro txuri-urdin, y los donostiarras desplegaron un juego muy vistoso, alegre y entretenido.

El punto álgido por el que pasaba toda esta magia fue Mikel Merino. El centrocampista navarro centralizaba todas las jugadas de éxito de la Real Sociedad. Por sus botas pasaban todos los balones que hacían maravillar al público de Anoeta. Sus jugadas eran la recepción de un inicio de creación espectacular y una continuación acorde a la calidad y buen juego de cada acción.

Tuvo varios detalles espectaculares, lográndose ir de varios jugadores en una baldosa. Véase reflejado en la imagen destacada de este artículo. El navarro, junto con Oyarzabal u Ødegaard, ha empezado la temporada con un rendimiento que no está valorado en el precio que costó. Lo está en muchos millones más.

Portu y Willian José. La lucha y la definición.  Qué importante es tener en la plantilla un jugador de las características de Portu. Un guerrero. Un tío que siempre sabes que va a ir a por ese balón dividido que otro jugador esperaría mirando. Un tío que siempre sabes que va a intentar llegar a ese balón imposible que otro jugador daría por perdido frenándose en seco y dándose la vuelta. Futbolistas así merecen la pena, y son más importantes de lo que se les considera.

Y ya además, si coge y te marca goles, pues oro en paño. Y si encima lo celebra como si fuese un chaval de Bultzada Txuriurdina que está animando a su equipo, pues te queda un jugador ideal. Portu volvió a marcar, volvió a su oficio de guerrero y volvió a levantar de sus asientos al público de Anoeta.

Por otro lado, Willian José ha vuelto a ser Willian José. La suplencia le ha venido como anillo al dedo para desperezarse y volver a relucir. Tremendo disparo el que ejecutó el domingo para poner el 2-1 en el marcador. Cazó un centro de Zaldua como si nada y lo ajustó al lado derecho de la portería de Joel Robles. El brasileño está de vuelta. En realidad, nunca se fue.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: