MARKEL BERGARA | Cuando una puerta se cierra…

Markel Bergara. Toda Una Vida en TxuriUrdin

Se despidieron y en el adiós, ya estaba la bienvenida.
Mario Benedetti

Lo dimos todo mientras estuvimos. Nadamos contracorriente poniéndonos el escudo por bandera y la bandera por capa para poder volar alto. Convertimos los problemas en triunfos. Los días raros en tardes de gloria. Hicimos de nuestro trabajo una pasión sin límites. Pintamos de azul la razón de nuestras vidas. Intentamos salir siempre airosos de las situaciones más complicadas. Lloramos sangre. Sudamos barro. Pero siempre llevamos tu nombre tan alto que nos cejaba el sol al intentar contemplarte.

Cerrabas la puerta detrás de ti después de un día agotador con la mirada siempre puesta en tu superación personal. Entendías el amanecer como una nueva oportunidad de abrirte a la vida. Intentabas controlar tu pasión porque hiciste de ella tu profesión soñada. Canterano. Amante de lo auténtico. REAL. Sencillo. Humano. MARKEL.

Una vida, Un Club

Nadie dijo que fuera fácil pero en la perseverancia está el premio. Ascendiste con tu equipo. ¡Pocas cosas son comparables a situar tu escudo en el lugar que se merece! De la segunda división a la Chmapions. Tú lo viviste. Viste puerta en primera y por primera vez el 24 de marzo de 2014 en el Estadio Juegos del Mediterráneo. Fue de cabeza. Y aunque la Real perdió 4-3 seguro que es uno de tus mejores recuerdos con nuestra camiseta.

Callaste cuando las cosas no salían como querías. Bailaste a ritmo de pitos y reaccionaste a ellos dando lo mejor de ti. Una versión que duró los años que tardó en llegar tu ausencia. Lesiones. Banquillo. Grada. Y la puerta se cerró.

Cuando una puerta se cierra…

El verano de 2017 y después de haber podido disputar solamente seis partidos en toda la temporada 2016-2017, Eusebio le cierra las puertas de la plantilla. Y la Real abre desde dentro para gestionar su salida.

Se marchó… y no puede decirse que a su barco lo llame ‘Libertad’ porque Markel siempre será exclavo de la pasión txuriurdin. Pasión. Si. Una pasión inmensa. Más de la que nosotros podamos llegar a sentir. Markel llega a Getafe después de toda una vida encomendada al equipo de su alma (sin olvidar que Eibar y Las Palmas -UD Vecindario- fueron su casa entre 2005 y 2007).

Cuesta decir adiós a quien tanto has querido…. Y no puede decirse que sea un adiós, porque la puerta siempre estará entreabierta y ya sabemos que al abrir una ventana, siempre habrá corriente. Una brisa que te devolverá las experiencias vividas. Los goles celebrados y lecciones aprendidas. Mil recuerdos vendrán en torrente para poner el balón allá donde un día erraste en el empeño. El nombre de Markel Bergara lucirá siempre con orgullo en la Historia del Club. Y la Real ocupará un lugar privilegiado en el crecimiento de un niño que un día decidió ser futbolista y que se hizo grande luciendo su dorsal.

¡SIEMPRE MARKEL!

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: