Valencia 2-1 Real Sociedad: Toño hunde a una buena Real

Era la vuelta a la liga para una Real que venía de perder su eliminatoria contra el Salzburgo de una forma tan cruel como merecida. Ante un Valencia en horas bajas a pesar de sus dos victorias consecutivas (ambas inmerecidas y gracias al desacierto arbitral) pero jugando en casa y con muchos días de descanso.

A pesar del posible favoritismo sobre los ches, la Real tuvo contra las cuerdas al Valencia sobre todo en la segunda mitad cuando el resultado era favorable a los locales por 1-0. El gol llegó en la primera parte, cuando el partido se encaminaba al descanso con un 0-0 tan espeso como aburrido. Tuvo que emerger la figura de Toño para regalar un gol al Valencia para poner el primero ya que Santi Mina no desaprovecharía tal regalo.

Como decíamos, la primera mitad fue para olvidar. Ambos equipos sin ideas y los minutos pasaban con apenas algún acercamiento de los locales que nunca llegaban a convertirse en ocasiones de gol. Solamente el tanto de Mina salvó la primera parte para el Valencia mientras que la Real se hallaba en un suspenso general. Nadie habie realmente aportado nada.

Sería en la segunda parte cuando carburarían los txuri urdin en los pies de Sergio Canales, que volvía a la que fue su casa. De nuevo el cántabro pondría la magia para los visitantes y por sus botas pasaba todo el peligro de la Real. Tanto que solo 10 minutos tardaría la Real en empatar el partido en un periodo de asedio total sobre el área de Neto. Robaba Illarra en el mediocampo una mala salida de balón del Valencia, Canales regalaba el balón a Oyarzabal y éste anotaba el tanto del empate en el uno contra uno con una gran finalización.

Seguiría la Real en su línea tras el gol. Tanto que obligó a Marcelino a poner nuevos hombres en el terreno de juego. Pero los txuri urdin habían encontrado el hueco y seguían mermando la capacidad defensiva del Valencia, tanto que hasta los aficionados ches se pondrían nervioso y empezarían a mostrar su descontento con el juego del equipo.

Sin embargo, pese a la superioridad visitante, sería el Valencia el que pondría el definitivo 2-1 en el marcador con un regalo inmenso de Toño. De nuevo Toño. De nuevo un portero de la Real regalando los tres puntos. Nada nuevo esta temporada para los txuri urdin.

Un centro manso desde la banda que el pseudo-portero suplente txuri urdin no consigue atajar a pesar de la facilidad de la ocasión. Santi Mina no perdonaría y la Real volvió a remar contracorriente.

Esto afectó no solo a la moral de la Real sino que también en su juego y, a pesar de que tuvo la oportunidad de empatar, Bautista no logró encontrar el gol en una jugada de total mala suerte para la Real. Disparo de Canales de falta directa sorprendiendo a Neto, el balón da en el palo y el rechace es rematado a puerta vacía por Bautista con la mala fortuna que el balón pega en un batido Neto cuando el balón se encontraba encima de la línea de gol.

Acabaría el partido finalmente con la derrota txuri urdin a pesar de haber cuajado una de sus mejores segundas partes de la temporada. Ni por esas. Y de nuevo el culpable estuvo en la portería. Pero no en la de ellos. Solo que se cambió de nombre.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: