Real Sociedad 3-0 Atlético de Madrid: Alguacil le saca las vergüenzas a Simeone

La Real Sociedad recibía esta tarde noche en Anoeta a un Atlético de Madrid que quemaba sus últimas balas para retrasar el alirón liguero lo máximo posible. Pero que acaba la jornada dos puntos más lejos del Barcelona gracias, sobre todo, al partidazo de una Real Sociedad que podría haber luchado por Europa si Alguacil hubiese llegado mucho antes al banquillo txuri urdin.

Un partido para el recuerdo del aficionado txuri urdin. Un baño de fútbol al equipo con menos goles encajados de la liga española con diferencia, menos de medio gol por partido que promedia Oblak. O promediaba. Ya que la Real no solo le endosó tres goles sino que creó mucho más peligro que el Atleti ante Rulli.

Un 3-0 histórico que rubricaba lo que se venía comentando, Alguacil le ha cambiado la cara a este equipo. Un equipo sin rumbo con Eusebio que acabaría la temporada en la zona baja por un equipo intenso y que no pierde desde la destitución del “genio” de la seca.

El partido de por sí era la primera prueba de prestigio para esta nueva Real. Un Atlético segundo en liga y serio aspirante a ganar la EL. No es moco de pavo ganarle y de esta forma a este equipo. Pero la Real lo consiguió y se basó de nuevo en un equipo eficaz y creativo arriba a la par que intenso y expeditivo atrás.

Januzaj quemaba la banda con sus subidas, Willian José se asociaba una y otra vez, los medios manejaban el partido a su antojo. Todo salía bien y eso se tradujo en el primer gol obra del 12 txuri urdin con un misilazo imparable desde el punto de penalti tras un centro del extremo belga. Magia pura.

Y eso que el planteamiento era arriesgado. Mucho plantel ofensivo y la entrada de Pardo que a pesar de sus buenos minutos ante el Girona no tiene el ritmo de competición como sus compañeros, pero que salió no solo bien sino genial. El Atlético fue maniatado en cada momento y la victoria fue clara desde que metió Willian José.

Lo único que propuso el Atleti fue una jugada invalidada por un fuera de juego inexistente que, posiblemente, fue lo único salvable de los visitantes en Anoeta. Griezmann desaparecido, Saúl y Koke superados, y un Vrsaljko que no jugaba en su posición y solo pudo ver a los txuri urdin mareándole una y otra vez desde la banda derecha.

Con el descanso, y la posterior entrada de jugadores de refresco en el Atleti, el partido siguió su curso. La Real siguió intensa y cortó de raíz todo intento del Atleti por empatar. Tan solo se acercaban en balones parados mientras que la Real salía comandada por su gran ofensiva a la contra.

Con el 1-0 entró Juanmi y las contras tuvieron otro color. Piernas frescas que aprovechó el malagueño para meter dos golazos en mayúsculas que elevaban al cubo el horripilante partido del Atlético, otro año más, en campo txuri urdin. El primero del de Coín fue una obra de arte de pase con el tacón de WJ para posterior delicatessen en forma de vaselina para el 0-2 mientras que el tercero mató al Atlético en una contra que acabó en cabezazo a la escuadra.

La Real se divirtió. Divirtió al espectador. Hundió al Atlético, y sobre todo, le da crédito a un hombre que lo merece, Imanol Alguacil. Un 3-0 histórico y esta Real quiere seguir ganando partidos hasta el final, de momento le quedan 5. ¡Si hubiese pasado antes!

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: