Goleada en seis minutos

Jonathas en su primer partido con la Real Sociedad en Anoeta

Goleada en seis minutos

La Real Sociedad se presenta ante su afición con una victoria que no se decidió hasta los últimos minutos. Bruma, Canales de falta y Agirretxe marcaron los tantos de la noche.

Donostia está disfrutando de sus días de fiesta con la Semana Grande. Conciertos, atracciones, actividades para todos los públicos, fuegos artificiales… y seis cohetes, dos por cada gol realista. Anoeta ha acogido el primer bolo en el estadio realista después del partido contra el Real Madrid dentro de los actos del Centenario blanquiazul. Los de David Moyes se han enfrentado al Panathinaikos griego, con poca presencia en las gradas, alrededor de 15.000 espectadores.

La primera alineación de esta temporada en casa ha sido la siguiente: Rulli; Aritz Elustondo, Reyes, Iñigo, De la Bella; Markel, Granero, Zurutuza; Concha, Chory Castro y Jonathas. El central mexicano Diego Reyes, disputando todo el partido, y el delantero brasileño Jonathas, jugando los primeros 45 minutos, debutaban con la elástica txuri-urdin ante su afición, realizando un encuentro serio, llevándose ambos la ovación del público.

La primera parte no iba a resultar muy vistosa para el aficionado en general. La ocasión más clara para la Real Sociedad la ha tenido Iñigo Martínez  en el minuto 11, cabezeando el esférico tras un córner botado por Granero. El central de Ondarroa no ha acertado en el disparo y ha mandado el balón fuera rozando el poste. Otra jugada de peligro para los realistas ha pasado por las botas del debutante Reyes. Después de un chut de Zurutuza, que ha jugado más escorado de lo normal en banda, el central mexicano ha recogido el rechace del francés, disparando a portería, aunque la jugada estaba invalidada por un fuera de juego inexistente.

David Concha, otro de los fichajes del club donostiarra, ha sido de los más activos en el partido. El cántabro ha dejado destellos de calidad y ha dejado una buena imagen sobre el césped, recibiendo los halagos de la afición. Los griegos, muy bien colocados en el campo, llegaban a la defensa de la Real con muy pocos toques. Rulli, otro de los jugadores más ovacionado del partido, ha tenido que intervenir en más de una ocasión ante disparos del Panathinaikos, equipo que ha puesto en aprietos a los de Moyes. El partido iba a llegar al descanso con empate sin goles.

En la segunda parte, Jonathas, Chory Castro, Aritz Elustondo e Iñigo han dejado sitio en el campo para la entrada de Agirretxe, Bruma, Zaldua y Mikel. El seleccionado por Portugal en categorías inferiores ha sido uno de los más destacados de la segunda parte, cambiando el encuentro por completo. El joven guineano nacionalizado portugués, gracias a su velocidad y calidad con el balón, ha llevado a la portería griega el peligro realista. La primera de Bruma ha llegado tras una jugada en banda derecha, conduciendo el esférico hacia el centro y terminando el ataque con un disparo desviado, intentando colocarla en la escuadra derecha.

En la última tanda de cambios, Moyes ha dado entrada a Canales, Pardo y Héctor, retirando al banquillo a Zurutuza, Markel y Concha. Estos tres jugadores entrantes han cambiado la tónica del partido, dando más movilidad al equipo. Héctor, una de las sensaciones del verano a pesar de no contar con muchos minutos, se ha situado en la banda como interior, en vez de lateral, su puesto natural. Gracias a sus combinaciones con Canales y Bruma, los tres han llevado las riendas en ataque, junto al riojano Pardo.

En el minuto 81, iba a llegar el primer gol de la noche gracias a la jugada trenzada entre Canales, Zaldua y Agirretxe. El de Usurbil iba a aprovechar un buen pase del lateral donostiarra, centrando hacia Bruma para que este hiciese su primer gol con la camiseta blanquiazul. Tras una falta provocada al borde del área, Canales iba a mandar a la red el balón, donde el meta griego Giannakopoulos nada ha podido hacer. Para cerrar el marcador, Agirretxe aprovechaba un error defensivo para regatear al portero y fijar el 3 a 0 en el luminoso.

Otro test de verano donde ha servido para seguir sumando minutos y sensaciones, regalando a la afición una goleada en un escenario hogareño. Tras el partido, los donostiarras han seguido disfrutando de la Semana Grande con el buen sabor del helado -y del partido- junto a los fuegos artificiales coloridos en la bahía de La Concha.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: